GuanyinLa exposición “Buda Guanyin. Tesoros de la compasión”, que está integrada por esculturas, pinturas, objetos rituales y textos sagrados, fue inaugurada en el Museo Nacional de Historia Castillo de Chapultepec. La muestra, permanecerá hasta el 25 de mayo y alberga obras del año 566 a. C.

La muestra está dividida en tres secciones; la primera, es una introducción general al budismo, sus orígenes, sus enseñanzas esenciales. Así como las doctrinas de sus principales corrientes de pensamiento y práctica, y los seres más venerados, entre ellos, Buda y Avalokitesvara.

El segundo tema ilustra el budismo en China, y se centra en el culto a Guanyin (Avalokitesvara) y en algunas de las formas que asume a lo largo del tiempo.

La tercera sección aborda el budismo tibetano a través de diversas manifestaciones de Avalokitesvara, para conformar más de 150 piezas en esta magna exposición.

Esta exposición se ofrecerá en tres recorridos diferentes: uno está dedicado a los visitantes con interés en conocer algunos paralelismos entre el budismo y otras religiones. Otro dirigida al público infantil y la última brindará un análisis iconológico de piezas sobresalientes.

Su curadora explica que el budismo es considerado como forma de vida o como religión, y es una de las instituciones más antiguas del mundo y con mayor número de adeptos, pues la doctrina fue concebida en India hace 2 mil 500 años por Siddharta Gautama llamado también El Buda Sakyamuni.

En la muestra se pueden apreciar obras como “El Buda”, “El gran negro”, “El maestro”, “Nagarjuna”, “Textos sagrados”, “Once rostros”, “Sudana”, “Nagakanya” y “Sudhana visita al Bodhigatt”.

El budismo es una disciplina espiritual encaminada a purificar y transformar la mente, y su finalidad es extinguir el sufrimiento que se origina al no entender las causas del dolor y sus consecuencias, entre las que se encuentra la continuidad de un ciclo infinito de renacimientos.

El término Buda designa a aquellos seres que han logrado el despertar de la conciencia, alcanzando con ello la sabiduría suprema y la compasión, entendida como indentificación con el sufrimiento de los otros. Una de las figuras más importantes del budismo en China es la diosa Guanyin, representante de esta última virtud fundamental en el camino a la iluminación.

About The Author